Se ha producido un error en este gadget.

domingo, 30 de junio de 2013

LEY DOMINICAL


LEY DOMINICAL.

 

Encontré un vídeo explicativo de lo que la Iglesia Católica defiende, en cuanto a su domingo, lo he visto en youtube, es del canal de Evangelio Eterno: http://www.youtube.com/watch?v=rl2ud7GqR3s

Es curioso que una Iglesia, que pone en los altares de sus edificios sobre un atril de oro o de bronce La Biblia, y la utiliza además para hacer su epístola, luego salten por encima de ella con su domingo, sus estatuas y sus fiestas dedicadas a los "muertos" porque los Apóstoles son santos, por supuesto, pero están muertos, y esta Iglesia no puede decir que no sabe lo que Dios nos dice en su Santa Palabra, La Biblia, que a los muertos no se les venera, ni se les consulta, ni pueden hablar, ni oir, ni ver, ni andar, y menos aún meterlos en La Casa de Dios.

Referente a su Ley Dominical:

El domingo, cualquier persona que estudia La Biblia lo sabe, y segura estoy, insisto, de que estas personas que ejercen como sacerdotes de dicha Iglesia Católica, la han estudiado, es curioso que se empeñen en llevar la contraria a Dios, que claramente y por escrito nos deja como cuarto Mandamiento de su Ley, guardar el sábado para santificarlo, porque Dios mismo lo “bendijo y lo santificó, y es más lo manifestó en el monte Sinaí, grabado con su dedo en dos tablas de piedra junto con los otros nueve Mandamientos, que entregó a Moisés, y avisándole de lo que su pueblo, Israel, estaba haciendo: romper el pacto que tenía con ellos, porque los Israelitas acababan de hacer una estatua: el becerro de oro al que llamaron Jehová, muy similar a la conducta de esta Iglesia, referente al también incumplimiento del segundo Mandamiento, y su fatal costumbre de hacer imágenes (la próxima entrada, comentaré esto sobre mi propio testimonio- experiencia), que el Emperador Constantino introdujo, entre los años 312 y 314, durante su mandato y esa elástica relación suya entre el mundo pagano al que estaba acostumbrado como soldado romano en un principio y el cristianismo al que seguramente le impulsó su madre Helena de Constantinopla, o al menos le influyó bastante .

Este Emperador educado en la adoración del dios sol (sol invictus), fue quien impuso “la observancia del domingo” como día de reposo como indica en sus leyes, que, según el calendario Gregoriano: el 7 de Mayo del año 312, se ordenó por primera vez en la historia, no aplicándose a la liberación de esclavos, pero sí de forma solemne,  para mercados, sitios públicos, talleres, etc …

Viniendo de una educación contraria a la de Dios, no es de extrañar, que ese señor Constantino se saltase el cuarto Mandamiento:

Éxodo capítulo 20: versículo 8, 9, 10 y 11 -

8 “Acuérdate del sábado para santificarlo.” 9 “Seis días trabajarás y harás toda tu obra,  10 pero el séptimo día es de reposo para Jehová, tu Dios, no hagas en el obra alguna, tú, ni tu hijo, ni tu hija  ni tu siervo, ni tu criada, ni tu bestia, ni el extranjero que está dentro de tus puertas, 11 porque en seis días hizo Jehová los cielos y la tierra, el mar, y todas las cosas que en ellos hay, y reposó en el séptimo día; por tanto, Jehová bendijo el sábado y lo santificó”.

Este emperador fue quien por un lado introdujo las costumbres paganas (año 330), extrayendo dioses (imágenes esculpidas o estatuas) de los templos paganos en Grecia, de forma que ya transgrede la Ley de Dios  - cuarto Mandamiento: Éxodo cap. 20: versículo 15.”No hurtarás”, porque se las llevó, para instalarlos en su Nova Roma (Constantinopla), y luego por otro lado, anteriormente él mismo, y al parecer según algunos escritos, su madre Helena, le aconsejó, destruir todas las imágenes posibles de templos paganos (año 326), y la realización de más estatuas.

Hoy la Ley dominical se impone a solicitud de la Iglesia Católica, y seguramente varias Iglesias más que se derivan de ella, o entran por el ojo de su aguja, llamándose “Cristianas”.

Y me pregunto:

-   En qué Libro, en cual capítulo y en cual versículo de La Biblia, el Señor nos dice que el sábado se cambiaría por el domingo?

Quizás cualquier persona que va a misa, se confiesa, o toma la oblea, y se inclina ante una estatua, no sepa o no lea La Biblia, pero un sacerdote me imagino que de sobra sabe que en La Biblia no está escrito el cambio.

Es más, en Mateo 5: 17 y 18 – “No penséis que he venido a abolir la Ley o los Profetas; no he venido a abolir, sino a cumplir, 18 porque de cierto os digo que antes que pasen el cielo y la tierra, ni una jota ni una tilde pasará de la Ley, hasta que todo se haya cumplido”.

En este texto Jesús nos deja claro, que de ninguna manera se podía cambiar nada de lo escrito en la Ley, Los Diez Mandamientos, que para cualquier persona que los quiera saber: están en la Biblia, en el Libro de Éxodo en el capítulo 20. Entonces de donde viene la observancia del domingo? Evidentemente de una cultura pagana que el Emperador Constantino traspasó a la Iglesia primitiva Cristiana, mediante su antigua costumbre o la que mantenía de adorar al sol en domingo.

La decisión es de cada persona, y libremente cada uno se posicionará en un lado o en otro, pero allí en donde cada uno se ponga, será su destino.

Las personas no le dan importancia a estas cuestiones, que son de importancia vital, sino que otorgan cierto desprecio hacía La Biblia, e incluso siendo Cristianos. Es la ignorancia que muchos padecimos y muchos aún siguen padeciendo.

Sin embargo cuando el Señor nos lleva a ella, y nos da el entendimiento que mediante la oración previa le pedimos, nuestro mundo cambia, es decir en el interior hay una trasformación, todo cobra sentido, entendemos y comprendemos, el porqué de todo esta crisis, este desvarío financiero, la violencia, guerras, hambre, enfermedad, catástrofes naturales y el desasosiego y el miedo a la pérdida de los bienes materiales, el no ser aceptado, o quedarse sin empleo, también las adicciones, suaves o fuertes, el cara a la galería, la apariencia y el empeño de estar a gusto de todo el mundo.

Pero estamos bien a los ojos de Dios, si no paramos de transgredir su Ley, es decir de pecar?

Esta misma mañana me dijeron que simplemente se trata de quedar bien, aunque no creas, pero te arrimas a un ambiente de pecado (estatua por estar en fiestas) y quedas bien, por educación me dijo una señora.

Pero se dan cuenta que a quien deben agradar es a su Creador, y no a su vecina?

Quién la creó, quien la da el sol todos los días, o la lluvia para su huerto, quien la dio a sus hijos, el marido, la casa, “el aliento de vida”….!

Se lo dio Dios. Y sin embargo no quieren conocer La Verdad, se quedan con lo que la Iglesia Católica les da, sea lo que sea, o nada, solo la madre naturaleza, o sea árboles, flores, piedras, olas del mar, las nubes… Y no piensan que todo esto lo ha creado también Dios, nada surgió de forma fortuita, porque sí, de pronto surgió un átomo que nadie puede saber cómo surgió. El día que vivan una experiencia de las que el Señor nos regala cuando acudimos a él humildemente, solícitos de su amor y protección, de dirección divina, encontrarán de donde surgió ese primer átomo, y como se creó este universo maravilloso, que inteligencia suprema y divina lo formó: la mano Todopoderosa de Dios.

Espero que en algún momento, estas personas tengan un instante para reflexionar, y en vez de alejarse de Dios, vuelvan sus ojos hacia Él, para que puedan gozar de su amor infinito.